11 de Abril de 1932 una nube de cenizas cubre el sur


En 1932 la erupción del volcán Descabezado Grande expulsó una columna de material incandescente de varios kilómetros de altura y cuyas cenizas no sólo cubrieron el cielo de Mendoza, sino que llegaron hasta Santiago de Chile, Buenos Aires y Montevideo. 

La erupción del volcán Descabezado Grande expulsó una columna de material incandescente de varios kilómetros de altura y cuyas cenizas no sólo cubrieron el cielo de Mendoza, en especial las ciudades de Malargüe y San Rafael, sino que llegaron hasta Santiago de Chile, Buenos Aires  y Montevideo. 

Los datos históricos revelan que en algunos lugares cayó una tonelada por hora y por hectárea y que no se podía respirar. El diario La Nación del 12 de abril de 1932 titulaba a ocho columnas en su primera página: “La actividad volcánica en la cordillera se torna grave. Una nube de ceniza cubre la parte Sur del continente.

No hay comentarios.