Hay que actualizar el folclore”

Así lo expresó el tecladista de Los Huayra, Luis Benavídez, quien en diálogo con este medio habló sobre la vigencia de la música popular. También se refirió al concierto que la banda dará en la ciudad

A lo largo de los años, el folclore argentino ha presentado artistas muy importantes para la historia de la música en este país: Horacio Guarany, Mercedes Sosa, Jorge Cafrune, Atahualpa Yupanqui, José Larralde y Ariel Ramírez, (quien con la composición de La misa criolla trascendió las fronteras nacionales y su obra se ha presentado en una gran cantidad de países del mundo), son solo algunos de los cientos de representantes de la cultura criolla.
Hoy en día, Los Huayra, la agrupación folclórica nacida en Salta e integrada por Juan José Vasconcellos, Juan Fuentes, Sebastián Giménez, Hernando Mónico, Álvaro Plaza y Luis Benavídez, tuvo la oportunidad de empezar a mostrar esta música tan representativa en otras partes de América. No hace falta más que visitar sus redes sociales para ver fanáticos de todo el continente pidiendo por su presencia y darse cuenta de que hay algo nuevo gestándose en el folclore nacional, que no quiere saber nada sobre las fronteras que la música no debería tener.
Gran parte de este presente Los Huayra se la deben al lanzamiento de Gira, su último trabajo discográfico, que está compuesto por temas propios y fue producido por Rafael Arcaute. El disco estuvo nominado en la categoría mejor álbum de folclore y Arcaute resultó ganador como mejor productor del año en los Premios Grammy Latinos.
Dando pequeños pero certeros pasos, la banda comenzó forjándose un nombre en los festivales de la región, donde se hizo presente. Gracias a su perseverancia, en el año 2005 los distinguieron como revelación en el Festival de Doma y Folclore de Jesús María.
Tiempo después, editaron un álbum homónimo con temas de Carlos Gardel, Horacio Guarany, Joan Manuel Serrat y Luis Alberto Spinetta, entre otros. A este trabajo le continuaron La voz del viento (2007), Código de barro (2009), Pueblo (2010) y Misa criolla (2011), y este último les otorgó un premio Gardel en 2012.
La popularidad de la banda salteña ya tuvo efectos mediáticos gracias a sus 200.000 seguidores en Facebook y a las reproducciones de sus videos, que superan el millón y medio en YouTube. En una charla con diario Hoy, el tecladista Luis Benavídez habló sobre la trayectoria de la formación musical. Además, adelantó los detalles de su presentación del 26 de agosto, a las 21, en 10 entre 46 y 47.
—A fines de los años 90 surgieron nuevos referentes en el cancionero folclórico, ¿qué mirada tenés al respecto?
—Soledad Pastorutti, Los Nocheros y Luciano Pereyra fueron los responsables de pegarle una lavada de cara a la música folclórica y se animaron a hacer cosas distintas. En su momento ocurrió una revolución. Estos artistas abrieron una puerta y nosotros entramos por ahí. Ahora se ven más guitarras, baterías, varios instrumentos que son comunes y están al alcance de todos. Uno va buscando la manera de utilizarlos correctamente, porque creo que hay que actualizar el folclore.
—Desde hace 15 años integrás esta formación, ¿cómo es la experiencia?
—Ser parte de una banda ya es una forma de vida. Todos los días estamos en la ruta, viajando de un lugar a otro, somos una gran familia. Tiene cosas lindas, como conocer mucha gente y culturas diferentes de este país, que es tan rico en todo sentido.
—Se dedican a un estilo más renovado, ¿considerás que es un género difícil?, ¿cómo se definirían musicalmente?
—Debemos apreciarlo y saber que el folclore está vivo. Cada provincia posee su fiesta patronal y diferentes festivales donde la música siempre tiene espacio. Son ámbitos para la familia, es un suceso muy lindo. Noso­tros hacemos música popular latina, trascendemos al folclore. Cada uno de los integrantes tiene sus preferencias musicales y, si coincidimos en algún tema que nos gusta, tratamos de hacer una reversión, dándole nuestra forma y color.
—Gracias a Gira, su último álbum, fueron nominados a los Grammy Latinos. Además es un éxito en el universo digital, ¿cómo viven este fenómeno?, ¿creen que fue un disco bisagra para la banda?
—Veníamos con producciones propias y en la constante búsqueda de cosas nuevas, pero llegó un momento en que quisimos una mirada distinta, una crítica exterior. Los Huayra crecimos muchísimo, pero también éramos conscientes de que necesitábamos hacer algunos “giros” (por eso el nombre del disco) para que la música llegara a otros espacios y públicos. Necesitábamos trabajar junto a un productor que fuera ajeno al folclore, que conociera otros sonidos, para incorporarlos y fusionarlos con los nuestros. Así empezamos a producir con Rafael, y fue una experiencia muy rica que dio como fruto las nuevas canciones que reflejan nuestra forma de pensar, que es sincera y desde el corazón. En los trabajos anteriores nunca faltaron las canciones propias, pero este último fue íntegramente con temas de nuestra autoría. Gracias a Gira, al productor y a los temas que compusimos se logró una nominación muy importante. Fuimos allá y entramos a ese mundo interesante. Todo fue muy enriquecedor.

Fuente:
http://diariohoy.net/espectaculos/hay-que-actualizar-el-folclore-103485

No hay comentarios.